Connie Rose Seabourne, la pequeña modelo de dos años con síndrome de Down

Si aun no escuchaste su historia, te encantara conocerla. Connie Rose Seabourne es una pequeña niña de apenas dos años de edad, que nació prematura y a las dos semanas de edad fue diagnosticada con síndrome de Down. Dueña de una sonrisa encantadora y unos enormes ojos azules esta pequeña modelito ya tiene dos contratos con agencias de modelos y ya es una de las niñas mas populares de la industria de la moda. Ya ha recibido múltiples ofertas para aparecer en anuncios de prensa y televisión.2BF6591200000578-3222154-image-m-32_1441358319969

 Como varias historias que luego se hicieron grandes, todo comenzó como una broma, cuando la pequeña Connie paseaba con su mama, todo el mundo paraba a comentarle lo especial y atrayente que era la sonrisa de su pequeña. Luego de varios meses de pensar esto, su madre decidió contactarse con varias agencias de modelos y enviarles algunas fotos de la simpática niña.

 “Cuando dije a las agencias que la niña tenía síndrome de Down, ni se inmutaron” dijo Julie a Dailymail,mama de Connie.
Las agencias quedaron cautivadas con solo verla. down-syndrome-model-toddler-girl-connie-rose-seabourne-10

Connie-Rose no es la primera modelo que triunfa con esta enfermedad, Madeline Stuart desfilará durante la próxima Semana de la Moda en Nueva York. A sus 18 años ha dejado claro que los cánones de belleza están cambiando drasticamente estos últimos años. Tanto Connie como Madeline demuestran que la clave del éxito es la naturalidad y la confianza en uno mismo.

“Envié un email con una foto de Connie a una agencia de modelos para ver si estaban interesados o si solo me estaba haciendo ilusiones,” dijo su madre Julie. PAYConnie-Rose-Seabourne

Las agencias respondieron enseguida diciendo que estaban interesados. Las fotos de Connie son realmente adorables, y según su madre a ella le encanta ser fotografiada, sigue muy bien las directrices que se le dan y se divierte muchísimo haciéndolo, y definitivamente eso se refleja en sus hermosas fotografías.

​“Le he hecho yo misma tantas fotografías que ya está acostumbrada”

“Tan pronto como ella se canse o decida que ya no le gusta, pararemos. A la primera señal, lo dejamos”

Las palabras de Julie son conmovedoras al hablar de su pequeña hija y de la felicidad que les ha dado, lejos de haber sido alguna vez considerado como un problema su diagnostico. De hecho cuando le anunciaron que tenia un alto riesgo de tener un bebe con síndrome de Down estando embarazada no quiso hacer la prueba diagnostica para confirmarlo porque no le parecía un problema.

 

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here